Portada:  Noticia de actualidad


La Fundación de los Ferrocarriles Españoles desarrolla en la actualidad un trabajo de catalogación e investigación de estos fondos.

Aproximadamente 100.000 ferroviarios se vieron afectados por los procesos de depuración de los empleados de empresas de servicio público, iniciados a partir de febrero de 1939. Estos procesos generaron un ingente fondo documental que ha custodiado Adif hasta nuestros días. La Fundación de los Ferrocarriles Españoles viene desarrollando desde 2005 un trabajo de investigación sobre este fondo archivístico que será transferido al Centro Documental de la Memoria Histórica de Salamanca tras el acuerdo rubricado ayer por Adif, la Fundación y el Ministerio de Cultura.


El archivo de la depuración de los ferroviarios por el franquismo cedido al Centro Documental de la Memoria Histórica
 
Mercedes Elvira del Palacio, subsecretaria del Ministerio de Cultura, Antonio González Marín. presidente de Adif, y Jaime Barreiro director gerente de la FFE, tras la firma del acuerdo
 
 

(04/03/2011) Adif y el Ministerio de Cultura han suscrito un convenio por el cual Adif cederá al Centro Documental de la Memoria Histórica de Salamanca todo el fondo documental vinculado al proceso de depuración del personal ferroviario iniciado en 1939.

Con este convenio, rubricado por el presidente de Adif, Antonio González Marín, la subsecretaria del Ministerio de Cultura, Mercedes Elvira del Palacio, y el director gerente de la Fundación de los Ferrocarriles Españoles, Jaime Barreiro, se da cumplimiento al artículo 20 de la Ley de la Memoria Histórica por el que se creó el Centro Documental de la Memoria Histórica.

A este organismo, con sede en Salamanca, se le encomienda mantener y desarrollar el Archivo General de la Guerra Civil Española, en el que se integrarán todos los documentos originales o copias fidedignas referidos a la Guerra Civil y a la represión subsiguiente que se encuentran en museos, bibliotecas o archivos de titularidad estatal.


Un amplio fondo en fase de investigación.

Los documentos custodiados actualmente por Adif, que se encuentran depositados en un almacén en el municipio de Las Rozas de Madrid, incluyen 110 ficheros con la relación alfabética de los aproximadamente 100.000 ferroviarios que se vieron inmersos en un proceso de depuración.

Cada uno de los expedientes contiene los documentos que se utilizaron en el proceso, como acusaciones, pliegos de cargo y de descargo, informes de la Guardia Civil, ayuntamientos y Falange; así como oficios y correspondencia entre distintos departamentos. Las sanciones impuestas podían ir desde la censura escrita hasta la separación del servicio, pasando por la suspensión de empleo y sueldo, el traslado de lugar o de servicio, el apercibimiento, la suspensión y demora de ascensos por tiempo determinado, y el descenso de categoría o sueldo. El proceso de depuración del personal ferroviario se saldó con el siguiente balance: separación definitiva (7.082 trabajadores), reintegrados con sanción (16.650), reintegrados sin sanción (34.100) y fallecidos (800).

Estos expedientes de depuración tienen su origen en la Ley de 10 de febrero de 1939, que disponía la depuración de los empleados públicos que se encontraban en zonas controladas por el ejército del general Franco. La extensión al personal de las distintas compañías ferroviarias, que en 1941 pasaron a constituir la Red Nacional de los Ferrocarriles Españoles (Renfe), se produjo a partir del Decreto de 27 de febrero de 1939, que ampliaba la depuración a los funcionarios de corporaciones y empresas concesionarias de servicios públicos.

En el 2005 los consejos de administración de Renfe Operadora y Adif encargaron a la Fundación de los Ferrocarriles Españoles la realización de un estudio general del proceso de depuración de los ferroviarios españoles durante la Guerra Civil y el franquismo para ponerlo a disposición de la Comisión Interministerial de Victimas Guerra Civil y Franquismo. Este trabajo de investigación ha contado desde 2007 con subvenciones procedentes de las convocatorias oficiales del Ministerio de la Presidencia para la realización de actividades vinculadas con las Víctimas de la Guerra Civil y el franquismo.

Desde el año 2007 hasta la actualidad, la Fundación de los Ferrocarriles Españoles, a través de su Archivo Histórico Ferroviario y de su Programa de Historia Ferroviaria, ha acometido una amplio trabajo de identificación del fondo documental, ha constituido una base de datos nominal que cuenta con más de 90.000 registros, que se sigue nutriendo del vaciado progresivo de las fuentes documentales consultadas, y ha completado varias fases de la investigación que ha sido dada a conocer en seminarios y en congresos específicos sobre esta materia.

Concretamente el V Congreso de Historia Ferroviaria, celebrado en Palma de Mallorca en octubre de 2009, reunió a una veintena de especialistas que han estudiado procesos similares en otras partes del mundo. El conjunto de estas aportaciones constituyen la publicación “Organizaciones obreras y represión en el ferrocarril: una perspectiva internacional” que será presentada durante esta próxima primavera.

Para conocer más datos sobre el alcance de los trabajos de investigación llevados a cabo desde la Fundación de los Ferrocarriles Españoles se pueden consultar sendas ponencias presentadas en el mencionado Congreso de Historia Ferroviaria, desarrollado en 2009 en Palma de Mallorca. En la primera de ellas, Miguel Muñoz Rubio, director del Museo del Ferrocarril, presenta las claves de este proceso de investigación y también los contenidos de este fondo documental. Por otra parte, la comunicación de Francisco Polo Muriel, jefe de Investigación Histórica del mismo museo, afronta una aplicación práctica para el caso de la depuración de ferroviarios en la antigua Compañía de los Ferrocarriles del Oeste de España.